Hasta 32 millones de personas serán arrastradas a la pobreza extrema consecuencia del Covid-19

El porcentaje de personas que viven en la extrema pobreza en los 47 países menos desarrollados del mundo aumentará del 32.2% al 35.2% a causa de la pandemia, lo que significará un aumento de 32 millones de personas en esa situación, advierte un informe de Naciones Unidas publicado este jueves.

El organismo explicó que se prevé que el PIB de estos países, en su mayoría africanos aunque también hay naciones de Asia, Oceanía y una americana (Haití), baje un 0.4%, cuando hace un año se esperaba que tuvieran un crecimiento del 5%.

Entre estos países, los que más han sufrido la crisis del covid-19 han sido los más dependientes del comercio exterior, como los exportadores de combustibles (Angola, Chad, Mozambique, Yemen), minerales y metales (Zambia y Guinea), prendas de vestir (Bangladesh, Haití y Nepal) o destinos turísticos como Vanuatu o Camboya.

Esta situación supone un revés para las perspectivas de alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible así como otros propósitos relacionados con la educación, la salud y la igualdad de género en estos países.

“Los países menos desarrollados son el campo donde se ganará o perderá la batalla de la Agenda 2030”, aseguraron fuentes de Unctad.

El informe busca llamar la atención de la comunidad internacional para que apoye económicamente a estos países, empezando por mejorar sus capacidades productivas, que son el elemento principal para conseguir su desarrollo.

Actualmente la ONU considera en “extrema pobreza” a aquellas personas y familias que viven con menos de US$1.9 diarios (€1.5).

Con información de EFE

También te puede interesar